Podcasts de historia

Mujer joven Haniwa

Mujer joven Haniwa


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.


Ennegrecimiento de los dientes

Ennegrecimiento de los dientes o lacado de dientes Es costumbre teñirse los dientes de negro. Se practicó predominantemente en las culturas del sudeste asiático y oceánico, particularmente entre los pueblos de habla austronesia, austroasiática y de habla kra-dai. También se practicaba en Japón antes de la era Meiji, así como en India. [1] [2] También se realizó entre algunos grupos en las Américas, más notablemente entre la gente Shuar del norte de Perú y Ecuador. [3]

El ennegrecimiento de los dientes generalmente se realiza durante la pubertad. Se hizo principalmente para preservar los dientes en la vejez, ya que previene la caries similar al mecanismo de los selladores dentales modernos. Fue visto como un signo de madurez, belleza y civilización. Una creencia común es que los dientes ennegrecidos diferenciaban a los humanos de los animales. El ennegrecimiento de los dientes a menudo se realiza junto con las tradiciones de afilado y evulsión de los dientes, así como con otras costumbres de modificación corporal como los tatuajes. El ennegrecimiento y el limado de los dientes fueron considerados con fascinación y desaprobación por los primeros exploradores y colonos europeos. La práctica sobrevive en algunos grupos étnicos aislados en el sudeste de Asia y Oceanía, pero en su mayoría ha desaparecido después de la introducción de los estándares de belleza occidentales durante la era colonial, [1] [2] [3] y continúa entre muchos grupos minoritarios en China, las islas del Pacífico y El sudeste de Asia. Es predominante principalmente en mujeres mayores, aunque la práctica todavía la llevan a cabo algunas mujeres más jóvenes. A veces se utilizan dientes artificiales para conseguir dientes ennegrecidos.

El ennegrecimiento de los dientes se confunde comúnmente con los dientes teñidos de rojo por masticar betel. Sin embargo, masticar betel daña los dientes y las encías, mientras que el ennegrecimiento de los dientes no. [1] [2]


Contenido

La historia tiene lugar 50 años después de la original y presenta un nuevo elenco de personajes, principalmente el nuevo personaje principal Kenji Kusanagi, un estudiante de secundaria y piloto de motos que se convierte en Koutetsushin Jeeg para luchar contra la repentina reaparición de "Haniwa Genjin" ("Haniwa Phantom Dioses ", o robots de arcilla) del Gran Reino Jama gobernado por la Reina Himika. Otros personajes incluyen a Tsubaki Tamashiro (nieta de Miwa Uzuki) y Kyo Misumi, socios de Kenji. También aparecen otros personajes principales de la serie original.

1975, Kyushu. La guerra contra el Gran Reino Jama se está volviendo contra las Fuerzas de Seguridad Japonesas. Durante un violento enfrentamiento entre la reina Himika y sus generales contra el primer Jeeg, pilotado por Hiroshi Shiba, la campana de bronce incrustada dentro del Jeeg se activa y es transportado al cráter de un volcán extinto. Allí, agarra una espada gigante, creando un vórtice de energía que rodea toda la isla. Las nubes oscuras se arremolinan y Kyushu se ve envuelto en un espacio impenetrable, más tarde apodado la "zona". Cesa toda comunicación con Kyushu. A medida que pasan los años sin que se registre ningún cambio en la zona, las personas e incluso los gobiernos del mundo pierden su interés en la zona y el mundo sigue su camino. Sin embargo, el gobierno japonés decide construir una nueva base de construcción para vigilar la zona en preparación para un posible ataque.

Construir Base Editar

  • Kenji Kusanagi (草 薙 剣 児, Kusanagi Kenji ) - 17 años de edad. El principal protagonista de la serie. Un estudiante de secundaria que también es un corredor de motocicletas y un artista marcial competente. Él y Kyo son corredores de HMB (Hyper Motor Bike) para el equipo Shiba, pero a pesar de esto, son claramente rivales. Se convierte en el piloto de Koutetsushin Jeeg cuando Haniwa Genjin despierta y amenaza a su ciudad. No es conocido por ser un gran pensador, y por lo general actúa de manera perversa con las mujeres y precipitadamente en la batalla. También tiene un apetito increíble y siempre se le ve en la cafetería comiendo grandes cantidades de comida después de cada batalla. Tiene debilidad por su amigo de la infancia, Tsubaki.
  • Tsubaki Tamashiro (珠 城 つ ば き, Tamashiro Tsubaki ) - 17 años de edad. Amiga de la infancia de Kenji, asiste a la misma escuela secundaria y está en la misma clase que Kenji y Kyo. Vive en un santuario con su abuela y sirve como doncella del santuario. También trabaja a tiempo parcial en Build Base y es la copiloto de Kyo en Big Shooter. Ella es responsable de proporcionarle a Kenji las partes de Jeeg. Cuando era niña, a menudo se burlaba de Kenji y lo hacía llorar, y últimamente él a menudo la enfurece, pero ella realmente se preocupa por él hasta que comienza a comportarse con la típica actitud violenta de tsundere.
  • Kyo Misumi (美 角 鏡, Misumi Kyō) - 17 años de edad. Kyo es bastante misterioso y, junto con su buena apariencia, es el objeto del cariño de muchas chicas en la escuela secundaria. Trabaja en Build Base como piloto del Big Shooter. Ha estado trabajando en Build Base mucho más tiempo de lo que Tsubaki creía. Él y Kenji son claramente rivales en el deporte de HMB y él siempre lo empuja más duro. También alberga un secreto que Kenji y Tsubaki no conocen, pero que les revelará cerca del final de la serie.
  • Miwa Tamashiro (珠 城 美 和, Tamashiro Miwa) - Anteriormente conocido como Miwa Uzuki (卯 月 美 和, Uzuki Miwa), o Micchi, fue la piloto del Big Shooter original 50 años antes, proporcionando las piezas de Jeeg para el entonces Jeeg, Hiroshi Shiba. Himika la derribó y terminó fuera de Kyushu cuando se erigió la zona. Nunca volvió a ver a Hiroshi. Ahora, 50 años después, es la abuela de Tsubaki, y cuando las fuerzas de Himika parecen volver a la vida, ella toma su lugar como comandante de la nueva Base de Construcción. Ella ha cuidado a Kenji y Tsubaki a lo largo de sus vidas.
  • Senjiro Shiba (司馬 遷 次郎, Shiba Senjirō) - El padre del Jeeg original, Hiroshi Shiba. Es un científico competente y extremadamente talentoso. Mientras estaba en una excavación arqueológica en 1975, desenterró una caja con una campana de bronce. La campana contenía un poder inmenso y Senjiro incorporó este poder al poderoso Jeeg, para luchar contra el Gran Reino Jama. Después de escapar de Kyushu, usó una segunda campana para crear un nuevo Jeeg, esperando el día para evitar que el Gran Reino Jama se levantara para conquistar la Tierra una vez más. Hizo construir la nueva base de construcción en la costa con vistas a la zona. En la serie original y en el manga, el profesor Shiba es asesinado muy temprano en la serie, esto se ha vuelto a configurar.
  • Construye Ángeles - Tres mujeres que son la defensa principal de Build Base, así como el apoyo de vuelo para Jeeg y Big Shooter. También se envían en misiones de reconocimiento al principio de la serie. Dos de los miembros, Tatsuko Mido (身 堂 竜 子, Midō Tatsuko) y Monko Saotome (早 乙 女 門子, Saotome Monko), procedían de las Fuerzas de Defensa de Japón en la isla de Kyushu y fueron los últimos pilotos supervivientes de su escuadrón de F-4. Cuando la zona comenzó a cerrarse sobre ellos, decidieron hacer una ruptura hacia el mundo exterior y dispararon su jet a través de las nubes de tormenta. Pudieron abrirse paso, pero tuvieron que tirar su avión de combate arruinado al mar. Sin embargo, se sorprendieron al descubrir que en el tiempo que les llevó atravesar la barrera que aún se estaba formando, habían pasado 50 años. Durante el interrogatorio, se les presentó a un Senjiro Shiba mayor y a una mujer joven con un parche en el ojo que se convertiría en su oficial al mando, el Capitán. Mitsuko Yagyuu (柳生 充 子, Yagyuu Mitsuko). Las tres mujeres se unirían para formar los Build Angels.
  • Hiroshi Shiba (司馬 宙, Shiba Hiroshi ) - El llamado "Jeeg Original", Hiroshi es un Cyborg Humano que luchó junto a Miwa hace 50 años pero con el precio de perder a Miwa en la Zona. Después de 50 años, se reunió con Miwa, apareció junto a Kenji y los demás para terminar definitivamente el Gran Reino Jama de una vez por todas. Su habilidad es Cambiar Cyborg, lo que le permite cambiar su forma a la cabeza de Jeeg, que luego se conecta a las piezas originales de Jeeg proporcionadas por el Big Shooter.

Imperio Haniwa Editar

  • Reina Himika - La reina del Imperio Haniwa y creadora de los dioses fantasmas. Ella busca la Campana de Bronce y venganza contra la Base de Construcción por su derrota hace cincuenta años. En el último episodio, ella se fusiona con sus tres subordinados para formar un demonio extremadamente poderoso llamado Susanoh.
  • Ikima - El líder no oficial de los subordinados de Himika, está armado con una espada y usa principalmente magia elemental basada en rayos.
  • Amaso - Uno de los tres subordinados de Himika, aparece como un gecko con cristales por todo su cuerpo que puede disparar y usa principalmente magia elemental basada en fuego.
  • Mimashi - Uno de los tres subordinados de Himika, parece tener el lado izquierdo de su rostro quemado que usa principalmente magia elemental basada en agua y como Ikima empuña una espada.
  • Taikaengu - Una gran fortaleza utilizada por el Imperio Haniwa que dispara un par de láseres desde su parte inferior.

Haniwa Phantoms Editar

Haniwa Phantoms sirven como los monstruos de la semana para la serie al igual que en la serie original. En el episodio 12, todos regresan para luchar contra los dos Jeegs en la Luna. Por lo general, son transportados por un gran barco parecido a una mantarraya llamado el Daikaenguu.

  • Magura: Aparece en los episodios 1 y 2. Los poderes incluyen rayo de ojo negro, pernos de ojo negro, bolas de fuego en la boca, estatua rota, brazos extensibles, pulso eléctrico y regeneración. Más tarde se revive y se le da mayor velocidad. Magura se parece mucho a Neo Ranga y su forma revivida es similar a la forma original de Ranga de Neo Ranga.
  • Mezura: Aparece en el episodio 3. Los poderes incluyen un modo de caballo que otorga súper velocidad, bolas de fuego en la boca y dientes afilados. Es más probable que se base en Horse-Face de la mitología china.
  • Ohkaenguu: Aparece en la serie que comienza en el episodio 4 como la infantería principal del Imperio Jamatai. Los poderes incluyen levitación, rayos de ojos morados y un par de soldados Yomi armados con un par de espadas.
  • Kajira: Aparece en el episodio 4. Los poderes incluyen natación, espada de nariz de pez espada y aletas extensibles. En el episodio 12 también podría volar.
  • Bakura: Aparece en el episodio 5. Sólo el poder es un rayo de sueño dimensional blanco de la boca.
  • Makara: Aparece en el episodio 6. Los poderes incluyen un martillo de madera, tres rayos de energía rojos de la boca del pez, grasa corporal, un accesorio de hacha para la mano derecha, un accesorio de maza para la mano izquierda y un modo de sierra circular de hacha.
  • Tobira: Aparece en el episodio 8. Los poderes incluyen vuelo, bolas de fuego en la boca, vientos huracanados de las alas, plumas de alta temperatura y garras afiladas.
  • Gebura: Aparece en el episodio 9. Los poderes incluyen natación, cañones de bolas de fuego de proyectil, armadura lo suficientemente fuerte para resistir el Jeeg Bazooka y superbolas de fuego de la boca del caparazón.
  • Banshouaguu: Aparece en el episodio 10. Los poderes incluyen un campo de fuerza de redireccionamiento y descargas telequinéticas.

Raikoba (雷 鋼 馬, Raikōba) Editar

La motocicleta de Kenji. Construido por Build Base con la campana de bronce como núcleo. Mientras conduce la motocicleta, Kenji puede activar la transformación de Raikoba golpeando sus puños y gritando "¡Construye!" (mientras usa guantes amarillos especiales estampados con una "S" verde). El Raikoba luego se transformará en la unidad principal de Jeeg (al igual que Hiroshi Shiba se transformó en la cabeza de Jeeg, excepto que no necesitaba una motocicleta ya que era un cyborg). Más tarde, Kenji se entera de que sus propios padres eran parte del proyecto Jeeg y que su padre diseñó a Raikoba.

Gran tirador editar

Un gran jet que alberga las partes del cuerpo y las armas del Jeeg. El Big Shooter es pilotado principalmente por Kyo, quien controla el vuelo del avión y las armas a bordo. El "Shooter" es operado por el copiloto, Tsubaki. Ella puede disparar las partes de Jeeg por las aberturas del jet donde se instalarán y combinarán para formar el cuerpo de Jeeg. A diferencia del Big Shooter original, el jet de Kyo y Tsubaki en realidad está hecho de 2 unidades, el avión principal y la unidad de disparo que se conecta debajo. Durante el vuelo, Big Shooter también puede albergar a Raikoba y lanzarlo a él y a su jinete como una catapulta. Miwa también usa su Big Shooter original en el Anime.

Kotetsu Jeeg (鋼 鉄 ジ ー グ, Kōtetsu Jīgu) Editar

El mecha utilizado durante la mayor parte de la serie. Cuando el Raikoba se ha convertido en la parte de la cabeza y el Big Shooter ha lanzado las piezas de Jeeg, se combinan en Jeeg a través de "Build up!" proceso. La armadura de Jeeg es muy duradera y puede sufrir mucho castigo antes de que se muestren signos de daño. El mecha tiene varias armas integradas en el diseño:

  • Bombardero de nudillos: El Rocket Punch estándar que aparece en prácticamente cualquier anime de Super Robot.
  • Jeeg Beam: Un rayo corto de luz concentrada de los "ojos" de Jeeg.
  • Bofetada del infierno: Una de las manos de Jeeg se llenará de puntas afiladas y en el dorso de la mano aparecerá un pequeño motor a reacción, lanzando la mano hacia adelante y dando una poderosa bofetada.
  • Jeeg Breaker: La cavidad torácica de Jeeg se abrirá, revelando filas de picos afilados. Kenji luego procede a agarrar al enemigo por la cintura y usa los brazos de Jeeg y las puntas del pecho para aplastar y romper al enemigo en dos.
  • Cuerda de imán: Los botones verdes en el pecho de Jeeg emitirán 6 hilos de luz sólida que Kenji puede usar para capturar y atar al enemigo.
  • Tormenta giratoria: El arma definitiva de Jeeg. Emitido desde un agujero en la región del vientre de Jeeg, un gran torbellino electromagnético rojo / negro choca contra el enemigo objetivo, a menudo arrasándolo por completo.

Jeeg también se puede equipar con varias otras partes, como Earth Parts, Sky Parts, Mach Drills, Jeeg Bazooka y un modo de piloto de Baruba en el que Jeeg se sienta en la parte posterior de Baruba.

Original Jeeg Editar

La forma de batalla de Hiroshi después de que cambia a la parte de Jeeg Head más las partes originales de Jeeg. Conserva las mismas armas que la serie anterior, especialmente Earth Parts, Sky Parts, Mach Drills y Jeeg Bazooka. En Super Robot Wars K, el Koutetsu Jeeg original pasó a llamarse "Jiigu" (磁 偉 倶) para evitar confusiones con el nuevo Koutetsu Jeeg.

Kotetsushin Jeeg (鋼 鉄 神 ジ ー グ, Kōtetsushin Jīgu) Editar

La forma final de Jeeg después de que Hiroshi sacrificara su campana de bronce a Kenji para salvar su vida más el poder de Baruba. Llamado el "Dios del Acero", era la forma más poderosa de Jeeg. Su ataque más poderoso es la "Triple Tormenta".

  • Creador original: Go Nagai
  • Director: Jun Kawagoe
  • Composición de la serie: Tadashi Hayakawa
  • Escenario: Shoji Tonoike, Natsuko Takahashi, Yuuko Kakihara
  • Diseño de personajes: Akira Kikuchi
  • Director de animación: Akira Kikuchi
  • Diseño mecánico: Hiroshi Ogawa
  • Diseño de Haniwa Genjin: Hiroshi Kobayashi
  • Director de arte: Nobuhito Sakamoto
  • Diseño de color: Sachiko Harada
  • Director de fotografía: Yasuhiko Abe
  • CGI: Mayús-R (?)
  • Editor: Jun Takuma
  • Arte de fondo: BIC Studio
  • Fotografía: TRUCO RARO
  • Director de sonido: Yoshikazu Iwanami
  • Producción de sonido: Jinnan Studio
  • Productor musical: Shunji Inoue
  • Producción musical: Lantis
  • Artista de la canción principal JAM PROJECT (OP)
  • Producción de animación: Actas

Koutetsushin Jeeg apareció en los juegos Super Robot Wars, Super Robot Wars K y Super Robot Wars L para Nintendo DS.


Contenido

Puede haber una continuidad en la elaboración del dogū, figuras humanoides, por la antigua cultura Jōmon en Japón (8000-200 a. C.) y en las figuras funerarias Haniwa de la posterior cultura Kofun (alrededor de 300-600 d. C.). El experto Alan Pate señala que los registros del templo se refieren a la fabricación de una muñeca de hierba para ser bendecida y arrojada al río en el santuario de Ise en el año 3 a.C. La costumbre era probablemente incluso más antigua, pero está en la raíz del festival de muñecas moderno o Hinamatsuri. .

A principios del siglo XI, alrededor del apogeo del período Heian, ya se habían definido varios tipos de muñecos, como se conoce por la novela de Lady Murasaki. El cuento de Genji. Las niñas jugaban con muñecas y las casas de muñecas, las mujeres hacían muñecos protectores para sus hijos o nietos, los muñecos se usaban en ceremonias religiosas, asumiendo los pecados de una persona a la que habían tocado.

Hōko, aunque no se menciona explícitamente en El cuento de Genji, eran muñecos de cuerpo blando que se regalaban a mujeres jóvenes de edad y especialmente a mujeres embarazadas para proteger tanto a la madre como al feto. [1] Las fuentes que los mencionan por su nombre comienzan a aparecer en el período Heian, pero son más evidentes en el período Muromachi. [2]

Okiagari-koboshi son juguetes roly-poly hechos de papel maché, que se remontan al menos al siglo XIV. Son amuletos de buena suerte y símbolos de perseverancia y resistencia.

Probablemente los primeros fabricantes de muñecas profesionales fueron los escultores de templos, que usaron su habilidad para hacer imágenes de niños pintadas en madera (muñecas Saga). Las posibilidades de esta forma de arte, utilizando madera tallada o composición de madera, una laca de "piel" blanca brillante llamada Diviertete hechos de concha de ostra molida y pegamento, y textiles, eran enormes.

Durante el período Edo (alrededor de 1603-1867), cuando Japón se cerró a la mayor parte del comercio, se desarrollaron excelentes fabricantes de muñecas y un mercado de personas adineradas que pagarían los juegos de muñecas más hermosos para exhibirlos en sus hogares o como obsequios valiosos. Los juegos de muñecos llegaron a incluir figuras más grandes y más elaboradas, y más de ellas. El comercio competitivo fue finalmente regulado por el gobierno, lo que significa que los fabricantes de muñecas podrían ser arrestados o desterrados por violar las leyes sobre materiales y altura.

Fue durante el período Edo cuando se desarrollaron la mayoría de las muñecas tradicionales.

  • Hina las muñecas son las muñecas para Hinamatsuri, el festival de muñecas el 3 de marzo. Pueden estar hechas de muchos materiales, pero la clásica muñeca hina tiene un cuerpo piramidal de tejidos elaborados de muchas capas rellenos de paja y / o bloques de madera, manos de madera tallada (y en algunos casos pies) cubierto con Diviertetey una cabeza de madera tallada o compuesta de madera moldeada cubierta con Diviertete, con ojos de vidrio incrustados (aunque antes de 1850 los ojos estaban tallados en el Diviertete y pintado) y cabello humano o de seda. Un conjunto completo comprende al menos 15 muñecos, que representan personajes específicos, con muchos accesorios (dogu), aunque el conjunto básico es un par masculino-femenino, a menudo denominado Emperador y Emperatriz.
  • Kintarō Se ofrecen muñecas a los niños japoneses durante la Tango no Sekku vacaciones, con el fin de inspirar en ellos la valentía y la fuerza del legendario niño Kintarō.
  • Musha, o muñecos guerreros, generalmente están hechos de materiales similares a los hina muñecas, pero la construcción suele ser más complicada, ya que las muñecas representan hombres (o mujeres) sentados en sillas de campamento, de pie o montando a caballo. Las armaduras, los cascos y las armas están hechos de papel lacado, a menudo con detalles metálicos. No hay un "conjunto" específico de muñecas. Los sujetos incluyen al Emperador Jimmu, la Emperatriz Jingū con su primer ministro Takenouchi sosteniendo a su hijo imperial recién nacido, Shoki the Demon-Queller, Toyotomi Hideyoshi y sus generales y maestro del té, y figuras de cuentos de hadas como como Momotarō the Peach Boy o Kintarō the Golden Boy.
  • Gosho las muñecas muestran bebés gordos y lindos en una forma simplificada. Lo básico gosho es un niño sentado casi desnudo, tallado en una sola pieza, con la piel muy blanca, aunque el gosho con ropa, peinado y accesorios elaborados, tanto femeninos como masculinos, también se hizo popular. Se desarrollaron como dones asociados con la corte imperial, y "gosho" podría traducirse como "palacio" o "corte".
  • Kimekomi las muñecas (ja: 木 目 込 人形) están hechas de madera. Los antepasados ​​de las muñecas Kimekomi son las muñecas Kamo ("madera de sauce"), pequeñas muñecas talladas en sauce y decoradas con retazos de tela. Kimekomi se refiere a un método para hacer muñecas. Comienzan con una base tallada y / o moldeada de madera, madera compuesta o (en algunas muñecas modernas) espuma plástica. Se planifica un diseño de diferentes retazos de tela estampados, y la base está ranurada para que los bordes de la tela se puedan ocultar en las ranuras. La tela está pegada y los bordes metidos. La cabeza y las manos (si las hay) de la muñeca generalmente se terminan con Diviertete el cabello puede ser parte de la cabeza moldeada o ser una peluca separada. Estas muñecas se han convertido en una artesanía muy popular y se pueden comprar kits con cabezas terminadas. El método también lo utilizan algunos de los fabricantes de muñecas de vanguardia de Japón, que adaptan los materiales antiguos a las nuevas visiones.
  • Karakuri ningyō, los títeres o muñecos son mecánicos, incluyen las grandes figuras en las carrozas del festival, para festivales como el Gion Matsuri de Kioto y escenas de entretenimiento más pequeñas, a menudo con un elemento musical que acompaña al movimiento. A menudo representan héroes legendarios.
  • Bunraku Las marionetas son una forma teatral que rivalizaba e inspiraba la Kabuki teatro, y sobrevive hoy.
  • Kokeshi Las muñecas se fabrican desde hace 150 años y proceden del norte de Honshū, la isla principal de Japón. Originalmente fueron hechos como juguetes para hijos de agricultores. No tienen brazos ni piernas, sino una gran cabeza y un cuerpo cilíndrico, que representan a las niñas. De un simple juguete, ahora se ha convertido en una famosa artesanía japonesa, y ahora en un souvenir establecido para los turistas.
  • Iki-ningyō son muñecas realistas de tamaño natural, que fueron populares en misemono muestra. [3] [4] Los artistas hicieron Iki-ningyō que eran novedosos no solo por sus temas que sorprendían a los espectadores (figuras que yacían en charcos de su propia sangre, por ejemplo) sino por su influencia en las muñecas japonesas. Las obras de Matsumoto Kisaburō y Yasumoto Kamehachi, en particular, contribuyeron a formar un sentido extremo de realismo. [5]
  • Ichimatsu Las muñecas (ja: 市 松 人形) representan a niñas o niños pequeños, correctamente proporcionados y generalmente con piel color carne y ojos de cristal. El Ichimatsu original recibió su nombre de un actor de Kabuki del siglo XVIII, y debe haber representado a un hombre adulto, pero desde finales del siglo XIX el término se aplica a las muñecas infantiles, generalmente hechas para sostener en los brazos, vestirse y posar (ya sea con articulaciones elaboradas o con la parte superior de los brazos y los muslos de tela flexible). Los bebés varones con expresiones traviesas fueron más populares a finales del siglo XIX y principios del XX, pero en 1927 el intercambio de muñecos de amistad implicó la creación de 58 muñecos de 32 "que representan a niñas pequeñas, para ser enviados como regalo de Japón a los Estados Unidos. y la estética de estas muñecas influyó en los fabricantes de muñecas para que emularan a este tipo de niña solemne y de apariencia gentil vestida con un elaborado kimono.
  • Daruma son muñecos esféricos con cuerpos rojos y rostros blancos sin pupilas. Representan a Bodhidharma, un indio oriental que fundó el zen hace unos 1500 años según la leyenda, se quitó los párpados para evitar que el sueño interrumpiera su concentración y sus extremidades se marchitaron después de una meditación prolongada. Las muñecas Daruma son amuletos para traer buena fortuna, prosperidad continua y fortaleza para lograr metas. Por lo general, las muñecas daruma se compran sin ojos. Un ojo se llena cuando se pide un deseo, el otro cuando se cumple el deseo. Los deseos se pueden hacer durante todo el año, pero es común en Japón hacerlo el día de Año Nuevo.
  • Teru teru bozu ("monje brilla-brilla") estrictamente hablando no es una muñeca. Está hecho a mano con papel blanco o tela, y se cuelga de una ventana con una cuerda para traer buen tiempo y evitar la lluvia.
  • Muñeca Hoko ("niño gateando") es una muñeca de cuerpo blando que se les da a las mujeres jóvenes y especialmente a las mujeres embarazadas en Japón como talismán para proteger tanto a la madre como al feto.

Con el final del período Edo y el advenimiento de la era Meiji moderna a fines del siglo XIX, el arte de hacer muñecas también cambió.

  • Las muñecas de piel de seda o "máscara-cara" se convirtieron en una artesanía popular en Japón en las décadas de 1920 y 1930, lo que le permitió al individuo diseñar kimonos elaborados para muñecas que representan a mujeres de varios períodos de la historia japonesa, particularmente el período Edo. Las muñecas de este tipo continuaron fabricándose y eran un artículo popular para que los militares y turistas las trajeran después de la Segunda Guerra Mundial, aunque también podían elegir muñecas que representan temas similares hechos con Diviertete caras. están hechos de arcilla cocida. Fukuoka es un centro tradicional de fabricación de muñecos bisque, y Hakata ningyō son famosos en todo Japón.
  • Anesama ningyō y shiori ningyō (literalmente "muñecas de la hermana mayor" y "muñecas de marcadores", respectivamente) están hechas de papel washi. Anesama ningyo tiende a ser tridimensional, mientras que los shiori ningyō son planos. Anesama ningyo a menudo tiene peinados y disfraces elaborados hechos de papel washi de alta calidad. A menudo carecen de rasgos faciales. Los de la prefectura de Shimane son especialmente famosos.
  • Un híbrido de anesama ningyō y shiori ningyō, llamado shikishi ningyo, se ha vuelto popular en los últimos años. Shikishi ningyō son un tipo de muñecos de papel japoneses hechos con figuras y escenas y están montados en shikishi, un cartón rectangular elegante de aproximadamente un pie cuadrado (aproximadamente una décima parte de un metro cuadrado) de tamaño.
  • Las muñecas japonesas más recientes y menos tradicionales son las muñecas articuladas con bolas (BJD), cuyo crecimiento en popularidad se ha extendido a los EE. UU. Y otros países desde la llegada de la Super Dollfie, fabricada por primera vez por Volks en 1999. Las BJD pueden tener un aspecto muy realista. o basado más en la estética del anime. Están hechos de resina de poliuretano que los hace muy duraderos. Estas muñecas son altamente personalizables, ya que los propietarios pueden lijarlas, cambiar el color de sus ojos y peluca e incluso cambiar su pintura facial. Debido a este aspecto práctico de la personalización, no solo son populares entre los coleccionistas, sino también entre los aficionados.

Las muñecas japonesas se dividen en varias subcategorías. Dos de los más destacados son el día de las niñas, hina-ningyo y el musha-ningyo del día del niño, o muñecos de exhibición, sagu-ningyo, gosho-ningyo e isho-ningyo. Las colecciones se pueden clasificar por el material del que están hechas, como muñecas de madera kamo-ningyo y nara-ningyo y formas de arcilla como Fushimi ningyo, Koga ningyo y Hakata ningyo.

En el siglo XIX los ningyo se introdujeron en Occidente. Coleccionar muñecas se ha convertido desde entonces en un pasatiempo popular en Occidente. [6] Famosos coleccionistas de Occidente incluyen a personas como James Tissot (1836-1902), Jules Adeline (1845-1909), Eloise Thomas (1907-1982) y Samuel Pryor (1898-1985). [7] James Tissot era conocido por ser un pintor de historia religiosa. En 1862, después de asistir a una exposición en Londres, se sintió atraído por el arte japonés. Durante la década de 1860, Tissot era conocido como uno de los coleccionistas de arte japonés más importantes de París. Sus colecciones incluían kosode-quimono estilo, pinturas, bronce, cerámica, biombos y una serie de bijin-ningyo (muñecos de finales del período Edo). [8] Adeline era conocido como un artista en activo y también es conocido como "Mikika". Adeline produjo muchas obras a lo largo de su carrera como artista en activo. Es mejor conocido por sus grabados y recibió la Cruz de la Legión de Honor por su Vieux-Roven "Le Parvis Notre-Dame". A diferencia de Tissot, Adeline es reconocida como una verdadera coleccionista. [ cita necesaria ] La mayor parte de la colección de Adeline consistió en ningyo, y solo unas pocas copias.

Durante el período Meiji, tres hombres se convirtieron en pioneros en la recolección de ningyo, Shimizu Seifū (1851-1913), Nishizawa Senko (1864-1914) y Tsuboi Shōgorō (1863-1913). Los tres hombres se conocen como "Gangu San Ketsu" (los tres grandes coleccionistas de juguetes). Introdujeron un enfoque sistemático para recolectar ningyo en un esfuerzo por preservar y documentar las diversas formas de ningyo. Shimizu, un artista y calígrafo, puso en práctica su habilidad artística creando un catálogo ilustrado de su propia colección de 440 muñecas ningyo. El catálogo se publicó en 1891, bajo el título Unai no Tomo. Nishizawa, un banquero, reunió una importante colección sobre hina-ningyo. Fue un investigador activo, recopilador de historias, documentos e información relacionada con el desarrollo de hina-ningyo durante el período Edo. El hijo de Nishizawa, Tekiho (1889-1965), heredó su colección, pero una gran parte de la colección se perdió en el terremoto de Kanto de 1923. Tsuboi, fundador de la Sociedad Antropológica de Tokio, fue el más capacitado de los tres y aportó un elemento científico. al coleccionismo de ningyo. [9] Las muñecas han sido parte de la cultura japonesa durante muchos años y todavía se practica el fenómeno de coleccionarlas. Muchas colecciones se conservan en museos, incluido el Museo Peabody Essex, el Museo Nacional de Kioto y la Casa de Huéspedes Yodoko.


Utagawa Kunisada I, Visitando Komachi, de la serie Bellezas modernas como los siete Komachi

Utagawa Kunisada I (Toyokuni III), Visitando Komachi (Kayoi Komachi) , de la serie Bellezas modernas como los siete Komachi (Tōsei Bijin Nana Komachi) , C. 1821-22, publicado por Kawaguchiya Uhei (Fukusendō), grabado en madera: tinta y color sobre papel, 36,5 x 25,5 cm (Museo de Bellas Artes, Boston)

Con una túnica exterior a rayas sobre su kimono, una mujer joven se demora cerca de un carruaje vacío, con la mano tocando delicadamente el techo. El verde del carruaje (en este caso, en realidad una camada) coincide con el color del kimono de la mujer, lo que sugiere un vínculo entre la persona y el vehículo. La túnica exterior y el pañuelo en la cabeza indican que la escena debe ocurrir en un clima frío. Lo que estamos viendo, entonces, es quizás una mujer que salió de su casa para echar un vistazo a su carruaje. Pero, ¿por qué lo está mirando? ¿Y por qué su expresión está abatida, incluso abatida?

Imágenes del mundo flotante

Utagawa Kunisada I (Toyokuni III), Visitando Komachi (Kayoi Komachi) (detalle), de la serie Bellezas modernas como los siete Komachi (Tōsei Bijin Nana Komachi) , C. 1821-22, publicado por Kawaguchiya Uhei (Fukusendō), grabado en madera: tinta y color sobre papel, 36,5 x 25,5 cm (Museo de Bellas Artes, Boston)

Desde el título de esta impresión por ukiyo-e maestro Utagawa Kunisada I, escrito en caracteres blancos sobre fondo negro en la esquina superior derecha, aprendemos que la imagen es una de una serie de siete representaciones de mujeres contemporáneas (literalmente, "bellezas modernas" o tōsei bijin ).

El genero de ukiyo-e (literalmente traducible como “imágenes del mundo flotante”) comprende pinturas y grabados, aunque los grabados en madera fueron su medio principal. Floreció en los siglos XVIII y XIX, con el apoyo de la clase media japonesa. Ukiyo-e Las obras eran colaboraciones entre pintores, editores, escultores e impresores, con temas extraídos de lo transitorio (por lo tanto & # 8220floating & # 8221), pero placenteros mundos de placeres, el teatro popular y la vida urbana, especialmente las calles de Edo. Ukiyo-e también contó con parodias de temas clásicos ambientados en circunstancias contemporáneas.

Una poetisa legendaria

Aquí, Kunisada, la artista, representa una belleza moderna bajo la apariencia de la poetisa del siglo IX Ono no Komachi, la única mujer entre los "Seis inmortales de la poesía" ( rokkasen) [/ simple_tooltip]. Cada escena de la serie "Seven Komachi" de Kunisada & # 8217 relata una historia o anécdota asociada con la vida de Komachi.

Utagawa Kunisada I (Toyokuni III), Visitando Komachi (Kayoi Komachi) (detalle), de la serie Bellezas modernas como los siete Komachi (Tōsei Bijin Nana Komachi) , C. 1821-22, publicado por Kawaguchiya Uhei (Fukusendō), grabado en madera: tinta y color sobre papel, 36,5 x 25,5 cm (Museo de Bellas Artes, Boston)

En esta impresión, el carruaje vacío nos ayuda a identificar que la historia específica que se ilustra, de las siete mencionadas anteriormente, es la conocida como "Visiting Komachi" ( Kayoi Komachi ). Según la leyenda, Komachi, famosa por su belleza y talento, atrajo la atención de muchos pretendientes, incluido el general Fukakusa, que buscaba convertirse en su amante. Komachi puso a prueba su devoción pidiéndole que pasara 100 noches fuera de su puerta, en el jardín, independientemente de las condiciones climáticas. Él estuvo de acuerdo y marcó cada noche en el eje de su carruaje, pero murió la última noche debido al duro invierno. La escena ilustrada en la impresión de Kunisada & # 8217 puede ser desde el final de la historia, cuando Komachi se entera de su muerte y va a ver el carruaje. Other versions of this story circulated orally in Japan over the centuries, and some were used as plotlines for plays in the Japanese Noh [/ simple_tooltip] tradition of musical drama.

This image leaves it to the viewer to imagine the inner life of the heroine. Is she remorseful? Is she mourning? However, the print’s title reminds us that the depicted woman is not actually Komachi herself, but someone else, from a later era, who is enacting the role of the poetess. The image refers to the “Visiting Komachi” story through her accoutrements and props (especially the carriage as a stand-in for the missing lover). Considering the multilayered aspect of the subject matter, the gauze of the depicted woman may actually suggest that she is engrossed in thinking about the verdadero Komachi. In providing these references to a larger cultural tradition, Kunisada adds conceptual depth to his portrayal of a beautiful woman.

Pictures within pictures, stories within stories

Utagawa Kunisada I (Toyokuni III), Visiting Komachi (Kayoi Komachi) (detail), from the series Modern Beauties as the Seven Komachi (Tōsei Bijin Nana Komachi) , C. 1821-22, published by Kawaguchiya Uhei (Fukusendō), woodblock print: ink and color on paper, 36.5 x 25.5 cm ( Museum of Fine Arts, Boston )

The artifice of the image is further complicated by the inclusion of a cartouche, or image-within-image (known as gachūga ). los gachūga functions like a legend for the “main” image, depicting the “real” Komachi, also clad in outerwear, as well as a poem attributed to her. The choice of color for her outer robe— the same green as the carriage and as the kimono of the “modern beauty” —weaves the two images together and creates a visual rhyme between the historical Komachi and the contemporary Komachi. This visual link illustrates the process of channeling the spirit of the poetess.

Placed in the top left corner of the print and framed with floral motifs, the gachūga provides access to another visual realm and calls into question the nature of the space behind the central figure. Is this image-within-image floating in space, as it were, or is it a flat picture affixed to a wall-like surface behind the centrally positioned woman? This ambiguous spatial quality of the image-within-image contributions to the overall richness of the print’s visual message.

A ghostly presence

This form of communication could have also indicated a supernatural dimension, considering the frequent inclusion, in Noh drama, of ghost characters, many of which became subject matter for paintings, prints, and ceramic and lacquer decoration. In the case of Komachi, the ghost character was especially popular because of stories that contrasted her beauty as a young woman with her decaying image in old age other stories described her as a cold-hearted woman (or “femme fatale”). These characterizations set the stage for plots where Komachi’s ghost returned to the world to act on her inner conflicts. In this print, the inclusion of an image of Komachi and of a woman in the guise of Komachi calls to mind the spectral presence of this legendary character and its plotlines from Noh drama.

In the image-within-image, the figure of Komachi is framed by a waka poem attributed to her. It reads:

iro miede / 色 み へ て
utsurou mono wa / う つ ろ ふ も の は
yo no naka no / 世 の 中 の
hito no kokoro no / 人 の こ ゝ ろ の
hana ni zo arikeri / 花 に ぞ あ り け り

I propose the following prose translation as one way of interpreting these lines: “It is by their changing colors that we know the flowers of men’s hearts to fade in this transient world.”

Republished in collections of ancient poems and paired with images of Komachi herself, as in this print, the poem speaks to the connection between the ephemerality of outer appearances and the changes that characterize matters of the heart. This poetic message is at the core of what Komachi came to signify over the centuries in Japanese literary and visual culture.

Layers of legend

Utagawa Toyokuni I, Komachi at Sekidera Temple (Sekidera Komachi) : Actor Sawamura Tanosuke II, from the series Present-day Actors as the Seven Komachi (Imayô yakusha nana Komachi) , 1812, woodblock print: ink and color on paper, 39.2 x 26.3 cm ( Museum of Fine Arts, Boston )

The other stories in the “Seven Komachi” series resonate with this poetic message, too. For example, ” Sekidera Komachi ” invokes a story according to which an aged Komachi forgets about her fading beauty by dancing with a child on the occasion of the stars festival ( Tanabata ). The episode serves as a reminder of the ephemeral and cyclical nature of life, and it was also used by multiple artists, including Kunisada, as a pretext for depicting beautiful women in guise of the poetess.

With no historical evidence to prove the accuracy of any of these narratives, the poems, plays, and images representing Ono no Komachi merged in the Japanese collective imagination, to form a composite legendary character. The Komachi motif occasioned visual representations that playfully combined it with contemporary elements, as is the case with Kunisada’s Kayoi Komachi impresión.

Kunisada’s series is only one of several ukiyo-e series that use Komachi-associated stories in conjunction with some aspect of contemporary life and society (for instance, courtesans in guise of Komachi, young theater actors in the role of Komachi, or pairs of beautiful women in landscapes that evoke the seven stories). Such images spanned multiple centuries and media, from folding screens to painted shells to lacquer boxes, epitomizing the wide circulation of staple motifs and the intimate connection between literature and the visual arts in Japanese culture.

Shûôsai Hidemasa, Clam-shell with the Vindication of Ono No Komachi, early 19th century, stained ivory, 3.1 x 4.4 x 3 cm ( Museum of Fine Arts, Boston )


Personality and Appearance [ edit | editar fuente]

Colpis is a friendly, helpful young woman, who has quite possibly done nothing wrong in her entire life. She is open and active in pursuing her interests, which led to her success in both of her chosen fields. Unfortunately, under her optimism, she has trouble coping with her own trauma, and tends to accept it too easily. Thankfully, people like Aster and Tio have been able to help her recover from each individual incident.

Colpis can't even catch a break when she chooses her wardrobe. Her love of green clothes accidentally helped the Hannies convince her that she was a Green Hanny.


Virtual Tour with Nana

Suzanne Ragen has been a SAM docent since 1965 and remembers when the Asian Art Museum was SAM’s only location. Since the museum has had to close for the health and safety of the public during the global pandemic, Ragen has been creating tours for her grandkids called, Nana’s Art History 101 and now she is sharing them with us. Learn more about objects in the newly renovated and expanded Asian Art Museum while you stay home with SAM.

Haniwa warrior figure

Take a moment to look at this sculpture. Who do you think he is? Why do you think he’s wearing armor? What is he standing on?

Members of the ruling royal class in Japan were buried in massive mounds in Japan 1500 years ago. These mounds were surrounded by brown terracotta figures (same clay material as our ordinary flower pots). Figures like this one were placed in these tombs to guard and honor the deceased.

Take a closer look at the figure of the warrior. What weapons does he carry? There’s his sword and sheath, his bow upright in his left hand and the quiver for his arrows held in his right hand. How does he protect himself? There’s his close-fitting helmet and his upper armor was originally made of laced and riveted metal strips. His sturdy leggings and his skirt may have been made of very thick leather.

How would you describe his expression? I think he’s stoic and ready for battle. I have been asked on tours why his arms are so short. My only guess is that made him less liable for breakage as they can be kept close to his body. What do you think?

These warriors also had another purpose beside protecting the ruler who was buried in the mounds. El término haniwa literally means clay cylinder, which is what the warrior stands on. Do you notice the hole that’s in the middle of the haniwa? This would have been sunk into the ground to permit drainage and inhibit erosion. Haniwa were made by a special guild of potters and come in all sorts of shapes. SAM has in its collection a Haniwa Woman and a Haniwa horse. Think of the drama these figures gave to the tombs of people of rank—a tribute to their power. Imagine the awesomeness of walking toward a huge mound sheathed in smooth river rocks, sometimes encircled by a moat, surrounded by these brown haniwa figures. Wondering about the life of the person buried there.

My favorite part of this sculpture are the little carefully tied bows at his neckline and belt and on his leggings. Who would have added such a delicate personal touch? Think back for a moment to Some/One in the first installment of Nana’s Art History—the armored kimono made of steel dog tags by contemporary Korean artist Do Ho Suh. What do you notice when comparing these two warrior’s armors? Which one would you rather wear?

Ankush (elephant goad)

In India, only kings and high royals owned elephants. They were important for grand parades and festivals, for hunting and for battle. Imagine an elephant going into battle it would be as effective as a tank. Elephants are very intelligent but can be volatile and dangerous they need to be strictly controlled.

So who managed these enormous animals? They were controlled and cared for by a mahout, a man who descended from generations of elephant professionals. A boy of mahout lineage is assigned an elephant when both are young. The boy and the elephant grow up together they bond and work together all their lives.

The mahout’s primary tool is an ankush, or prod. It has a sharp point and a curving hook, which on this one is in the shape of a mythical dragon-like creature. This ankush is made of metals covered with gold and chunks of very precious rock crystal. It was surely ceremonial as it is quite impractical, too heavy and too valuable.

The mahout has taught the elephant a very complicated language of jabs and pokes which he administers either from sitting high up behind the enormous head with its huge flaps of ears or leading him from the ground. One source said that there are over 100 spots on an elephant, each when poked, being a particular command. Elephants have a very tough hide.

This ornate ankush was probably taken from a royal armory in India around 1850 by the director of the Victoria and Albert Museum in London. It was exhibited in 1948 to honor the establishment of independent nations such as India after centuries of British rule.

If you go to India today, you can still see elephants elaborately draped in gorgeous fabrics, bejeweled and bearing ornate chair or even sofa-like saddles in royal parades, weddings or important celebrations. Look for the mahout and his ankush. Have you ever read Babar? Quite a different story.

Reduction

OK, kids. We have looked at a lot of old things. Now we are going to see a statue made in 2015.

This statue of a man in meditation pose sits in the huge main entrance hall of the Asian Art Museum, one of only two artworks in that space. (The other is on the ceiling.) It was made by Takahiro Kondo in 2015 in Japan. Kondo uses his own body as his model, so the seated statue is about life size, 34” high. His legs are folded in the lotus position, his hands arranged in meditation mudra, eyes downcast. Try to arrange yourself in that pose. He sits above a tiled water fountain, original to the 1933 building—a perfect location as Kondo says he works with water and fire.

Kondo makes his figures from porcelain (a very fine white clay) and fires them several times with different shades of blue underglaze. Then comes his ground- breaking overglaze that is made of metals- silver, gold, and platinum that he calls “silver mist” or gintekisai. He was granted a patent for this technique in 2004. It produces the bubbled texture that you see. Look at the way the metal glaze drips and bubbles and makes beads—like water or jewels.

Kondo made a series of these Reduction sculptures following the nuclear disaster in 2011 in Fukushima, Japan. He says that this figure is “meditating on the essence of the world,” calling attention to the causes and consequences of nuclear disasters in Japan and all the world. His work and message is in major museums all over the world.

Kondo was born in 1958 and is a 3rd generation ceramicist. His grandfather was named a Living National Treasure in Japan for his underglaze cobalt blue wares. Takahiro is carrying on his grandfather’s tradition in a very modern way, and even lives in his grandfather’s original studio in Kyoto. He graduated from university in Tokyo and got a Masters in Design from Edinburgh College of Arts.


Melanoma is more than 20 times more common in whites than in African Americans. Overall, the lifetime risk of getting melanoma is about 2.6% (1 in 38) for whites, 0.1% (1 in 1,000) for Blacks, and 0.6% (1 in 167) for Hispanics. The risk for each person can be affected by a number of different factors, which are described in Risk Factors for Melanoma Skin Cancer.

Melanoma is more common in men overall, but before age 50 the rates are higher in women than in men.

The risk of melanoma increases as people age. The average age of people when it is diagnosed is 65. But melanoma is not uncommon even among those younger than 30. In fact, it’s one of the most common cancers in young adults (especially young women).


La dalia negra

On the morning of January 15, 1947, a mother taking her child for a walk in a Los Angeles neighborhood stumbled upon a gruesome sight: the body of a young naked woman sliced clean in half at the waist.

The body was just a few feet from the sidewalk and posed in such a way that the mother reportedly thought it was a mannequin at first glance. Despite the extensive mutilation and cuts on the body, there wasn’t a drop of blood at the scene, indicating that the young woman had been killed elsewhere.

The ensuing investigation was led by the L.A. Police Department. The FBI was asked to help, and it quickly identified the body—just 56 minutes, in fact, after getting blurred fingerprints via “Soundphoto” (a primitive fax machine used by news services) from Los Angeles.

The young woman turned out to be a 22-year-old Hollywood hopeful named Elizabeth Short—later dubbed the “Black Dahlia” by the press for her rumored penchant for sheer black clothes and for the Blue Dahlia movie out at that time.

Short’s prints actually appeared twice in the FBI’s massive collection (more than 100 million were on file at the time)—first, because she had applied for a job as a clerk at the commissary of the Army’s Camp Cooke in California in January 1943 second, because she had been arrested by the Santa Barbara police for underage drinking seven months later. The Bureau also had her “mug shot” in its files and provided it to the press.

A Los Angeles Police Department flyer on Elizabeth Short

In support of L.A. police, the FBI ran records checks on potential suspects and conducted interviews across the nation. Based on early suspicions that the murderer may have had skills in dissection because the body was so cleanly cut, agents were also asked to check out a group of students at the University of Southern California Medical School. And, in a tantalizing potential break in the case, the Bureau searched for a match to fingerprints found on an anonymous letter that may have been sent to authorities by the killer, but the prints weren’t in FBI files.

Who killed the Black Dahlia and why? It’s a mystery. The murderer has never been found, and given how much time has passed, probably never will be. The legend grows…


Interesting Little Known Black History Facts

Blackamericaweb.com and the Tom Joyner Morning Show have always celebrated Black History every single day. Here are some of the&hellip

Cherokee Bill was an outlaw who committed a series of violent crimes across the Indian Territory of the 19th Century,&hellip

Malvin R. Goode was a pioneer in broadcast journalism, becoming the first African-American news correspondent for a major television network&hellip

Jewel Lafontant-Mankarious was a Chicago lawyer who achieved a number of firsts as a woman and African-American in her field.&hellip

Many hear about Madame C.J. Walker for her impact on the hair industry. But have you heard of Christina M.&hellip

Thanksgiving is a time-honored tradition among American families that was once used to celebrate the nation’s victory over the British&hellip

The NBA’s color lines were broken in the 1950-51 season when three Black players made their mark on a series&hellip

The C. R. Patterson & Sons Company was the first Black-owned automobile manufacturer in the United States. The company was&hellip

June and Jennifer Gibbons were twins born to Barbadian immigrants and raised in Wales in the United Kingdom. Known infamously&hellip

The late Cardiss Collins did not choose a life in politics, but tragedy thrust her into the role in the&hellip

The late Dr. Cornelius Golightly was one of the 20th Century’s most prominent public intellectuals who also amassed a series&hellip

Ira Aldridge was an American-born actor who went on to international fame when he arrived in Europe to further his&hellip


Ver el vídeo: ESPOSA JOVEN - Mejores momentos (Mayo 2022).